El Manantial

“Si quieres mi consejo, Peter, ya te has equivocado. Preguntándome a mí. Preguntándole a cualquiera. Nunca le preguntes a la gente. No sobre tu trabajo. ¿No sabes lo que quieres? ¿Cómo puedes soportar no saberlo? ¿Cómo puedes soportar que otros decidan por ti?”

El Manantial

Los 10 rituales del monje que vendió su ferrari.

Vivimos en una sociedad en la que constantemente estamos sometidos a juicios, a desaprobaciones, a críticas, a desmoralizaciones, vivimos tan tranquilos llevando todo ese peso en nosotros, y al cabo de un tiempo nos sentimos frustrados e infelices con nosotros mismos, y nos preguntamos: ¿Qué me pasa? , y es que sientes que ya no eres el mismo. Además, a todo eso, añádele el tiempo perdido que pasamos delante del móvil, que si facebook, que si instagram, que si twitter, snapchat, pensamos que estamos relajados, desconectando de todo “en nuestro mundo”, pero realmente no es así, estás alimentando más esa frustración por dentro.

Hay que quitarse ese peso, hay que sentirse más ligero, y un poco más libre, más dueño de tu propia vida, y buscar menos la aprobación y la atención.

 tumblr_o6pngsEiZ31vt23zqo1_500

Y ahora que estamos en verano, es buen tiempo para centrarte en ti mismo, y empezar algo nuevo que puede ser tu nuevo estilo de vida, y que mejor que recordar el clásico del monje que vendió su ferrari, un libro que tuvo su éxito, pero parece que sólo fue como una moda, olvidando que es como una guía para ser mejor persona, y sobre todo, para empezar a guiar tu vida hacía donde tú desees, porque en esta vida no hay nada imposible mientras tengas coraje y la fuerza de voluntad necesaria, y como no, confianza en ti mismo.

Aquí os dejo un extracto de este maravilloso libro:

“Afánate por mejorar tu cuerpo y tu mente. Haz esas cosas que temes, empieza a vivir con energía desbordante y entusiasmo. 

Sé la persona que sueñas ser. Haz las cosas que siempre has querido hacer pero no hacías porque creías que eras demasiado joven o demasiado viejo, prepárate a vivir una vida de verdad, plena e intensa. 

Emplear una hora diaria ocupándote de ti mismo produce resultados extraordinarios en treinta días, pero siempre que hagas las cosas bien.

1. Ritual de la soledad

Un periodo de tiempo, mínimo quince minutos y máximo cincuenta, en que tú exploras el poder curativo del silencio y tratas de saber quien eres.

El beneficio es una intensa sensación de bienestar, paz interior y energía desbordante.

2. Ritual de fisicalidad

Se basa en el principio de que si cuidas tu cuerpo cuidas tu mente.

Dedica cada día un poco de tiempo a nutrir el templo de tu cuerpo con vigorosos ejercicios.

3. Ritual de la nutricion

En mis tiempos de abogado, yo vivía de una dieta a base de filetes, patatas fritas y demás comida basura, comía en los mejores restaurantes, pero igualmente ingería comida basura, esa era una de las principales causas de mi insatisfacción. 

Una dieta pobre consume toda tu energía, física y mental, llena el plato de hortalizas, frutas y cereales y vivirás eternamente. 

Tu vida física y mental experimentarán un gran cambio. 

4.Ritual del saber abundante

Se centra en la idea del aprendizaje y la expansión de tus conocimientos por el bien de ti mismo.

Define tus prioridades, centrate en las cosas que tu conciencia y tu corazón te dicen que hagas. Leer media hora diaria puede hacer maravillas, pero no cualquier cosa, has de ser selectivo con lo que metes en el jardín de tu mente, ha de ser algo inmensamente nutritivo, algo que sirva para perfeccionarte a ti mismo y a la calidad de tu vida.

No es lo que tú sacas de los libros lo que te hace más enriquecedor, lo que al final cambiará tu vida es lo que los libros consigan sacar de ti. 

5. Ritual de la reflexión personal 

La contemplación interior va todavía más allá, con esta práctica serás más fuerte, más sabio y estarás en paz contigo mismo. Es muy gratificante. 

El único modo de mejorar mañana es saber que has hecho mal hoy. Averigua lo que está bien y lo que está mal en tu vida, y luego trata de hacer mejoras. 

6. Ritual del despertar anticipado

Se trata de proporcionar a tu cuerpo el descanso necesario para que sus procesos naturales puedan restaurar tu dimensión física a su estado natural de salud, un estado que sufre las consecuencias del estrés diario. 

7. Ritual de la música

Cuando te sientas decaído o cansado, pon un poco de música. Es uno de los mejores motivadores que conozco.

8. Ritual de la palabra hablada

Tú eres eso que piensas todo el día. Eres también lo que te dices a ti mismo todo el día. Si dices que estás viejo y cansado, este mantra se manifestará en tu realidad. Pero si dices que eres sano, dinámico y pleno de vida, tu vida cambiará plenamente. 

9. Ritual del carácter congruente

Fortalecer tu personalidad afecta a tu forma de verte y a tus actos. 

Laboriosidad, compasión, humildad, paciencia, honestidad y coraje. Cuando todos tus actos sean congruentes con estos principios, sentirás una profunda sensación de armonía y paz interiores.

Obra de manera congruente con tu verdadera personalidad, obra con integridad.

Déjate guiar por tu corazón , lo demás vendrá por si mismo.

10. Ritual de la simplicidad

Exige que vivas una vida sencilla.

En resumidas cuentas, reduje mis necesidades, deja de levantar el teléfono, de malgastar tiempo y dinero. 

Hay cosas que necesitamos, otras que no. “

a3c485efa9faff526ea6cd2cf42312ce

 

 

Los 10 rituales del monje que vendió su ferrari.

La vida es ahora

dad91a4052c2e8dc431fc3bcf5afc6c4

Sostienen en sus manos bengalas rosas y azules, van corriendo, todo está lleno de humo, y nosotros estamos en medio, estamos embriagados por la música a alto volumen, por ser de noche y por sentir las estrellas sobre nosotros, nunca seremos más jóvenes que en este mismo instante.

Olvidé mis errores, olvidé quien fui, ni siquiera me conocía, pero ahora siento la sangre por mis venas, ahora estoy aquí y puedo ser quien yo quiera, esa es la magia de estar vivo, esa es la magia de ser joven, o simplemente la magia de estar aquí, ahora.

Los miro a todos, sonrío, no se dan cuenta del poder que tienen, que tenemos en nuestro interior, sinceramente, ni yo lo sé, pero es la forma de ver la vida, de soñar con los ojos abiertos, de tener la esperanza de que todo puede ser posible, que nada que valga la pena es fácil.

Hagamos lo mejor, seamos lo mejor, aquí, ahora, el ahora, todo lo que tenemos.

Seamos felices!

 

La vida es ahora